«No se puede dar por perdida la riqueza del mundo rural».

No podemos tirar siglos de civilización, de un lenguaje riquísimo de una forma singular de entender el mundo.

En algunas cosas hay que dar un puñetazo sobre la mesa y decir que ya no hay que esperar más.

La entrevista completa la encontrará aquí.